Oaxaca de Juárez, México.

Noticias de Oaxaca

Noticias de Oaxaca

Noticias de Oaxaca
Noticias de Oaxaca

Opinión de: Mario Sors


La consulta tramposa sobre el centro de convenciones

Octubre 02
18:09 2015
Mario Sors
José Zorrilla. ¿Beneficiar a un particular con dinero público?
La urgencia de un centro de convenciones para la ciudad de Oaxaca no tiene lugar a discusión pero el problema no surge de esa necesidad sino de la necedad y el descarado conflicto de intereses por construirlo junto al hotel Victoria del cual es accionista el secretario de Turismo del estado, José Zorrilla.
 
Incluso habiendo aceptado el propio Zorrilla el conflicto de interés no fue sufieciente para echar atrás el proyecto que -de facto- es un complejo anexo al hotel Victoria que tendría a menos de 10 metros un acceso exclusivo a dicho centro de convenciones sin invertir un centavo, todo con dinero público.
 
Sin embargo, ante la presión de varios sectores sociales, Francisco Toledo incluido, el gobernador Gabino Cué fué orillado a convocar una consulta pública y es en ese punto donde se atora todo y la postura tramposa del gobierno estatal sale a flote.
 
Primero, es ilógico convocar a una consulta pública cuando el proyecto ya esta en construcción, debió hacerse antes.
 
Segundo, ya decidida la consulta debió darse una equidad de espacios de difusión para que ambas partes explicarán sus puntos de vista y no como sucedió, durante semanas el gobierno estatal con recursos públicos orquestó un bombardeo mediático a favor de un proyecto que beneficiará principalmente a un establecimiento privado.
 
Tercero, la consulta no tiene ningún sustento legal, incluso esta impugnada de origen y desacreditada por la ola de denuncias de coacción por parte de funcionarios hacia trabajadores de confianza para recabar datos de posibles electores, tales como el CURP y de la credencial de elector.
 
Cuarto, ha sido tan precipitada esa consulta que nadie sabe a ciencia cierta cuales son las preguntas contenidas en la boleta, incluso catédraticos de varias universidades prefirieron no participar en la elaboración de las preguntas por el profundo desaseo y manipulación que el gobierno estatal ha propiciado para favorecer al empresario José Zorrilla.
 
Quinto, el notorio intento para manipular la opinión pública que en noticiarios radiofónicos se ha efectuado, sólo con dos ejemplos, un comunicador que trabaja en una radiodifusora privada y que por las noches hace lo propio en una la televisión estatal, cobrando en ambos lados, caso de Humberto Cruz y otro caso, Jaime Velázquez que se declara al punto del llanto por que no entiende la oposición al centro de convenciones pero que en este sexenio y de la mano de José Zorrilla ha logrado muy buenos negocios en el rubro de sonorizar eventos públicos, ambos han sido cuestionados severamente por los opositores al proyecto quienes han puesto en duda su integridad profesional.
 
Son sólo dos casos en donde en voz de quienes se oponen al proyecto en el cerro del Fortín argumentan que existe una intención gubernamental de compra de voces y conciencias.
 
El entorno de la consulta pública no esta del todo claro, huele mal.
 
Existen muchos lugares con mejores condiciones para construir un centro de convenciones en lugar de incrustarlo en un cerro que de manera inmediata va a ocasionar un mayor congestionamiento vial en un sitio de por sí complicado.
 
El centro de convenciones debió hacerse hace cinco años pero nunca en el cerro del Fortín.
 
Hacerlo en otro lugar como San Raymundo Jalpan; San Bartolo Coyotepec; Tlalixtac de Cabrera, entre muchos otros brindará los mismos beneficios económicos a la entidad y sin acarrear perjuicios viales ni logísticos a la capital oaxaqueña.
 
El único directamente beneficiado con este proyecto sería José Zorrilla y otros accionistas que sin poner un centavo tendrían un complejo de convenciones que sumado al auditorio "Guelaguetza" convertirían al hotel Victoria como un gigante del turismo y todo esto ocurre ante el silencio cómplice de las cámaras de comercio, restaurantera, de servicios turísticos y de la construcción, que lindura ¿No?
 
Con todo esto, la consulta pública seguramente no tendrá las preguntas adecuadas sino más bien tendenciosas, sí con todo eso gana el NO que bueno y que se construya ese centro en cualquier otro lado que no signifique -entre muchas otras cosas- beneficiar a un funcionario estatal con proyectos pagados con dinero público.

Otras opiniónes